Artículo: Como eliminar el olor a Ajo

El ajo es uno de esos ingredientes útiles y versátiles que pueden provocar amor y/u odio entre los comensales. Muchas personas disfrutan del fuerte sabor picante del ajo, ya sea crudo o cocido.

Algunas personas también les encanta el ajo crudo. El ajo tiene muchas propiedades medicinales y saludables que protegen contra enfermedades del corazón y los efectos negativos del colesterol.

Sin embargo, el potente aroma de ajo no es del agrado de algunas personas. Tanto si lo cocinas como si te lo comes, sus aceites y olor de gran alcance pueden quedarse atrapados en la ropa, la piel e incluso el aliento. Si comes una gran cantidad de ajo, el olor puede llegar a las glándulas sudoríparas que incluso pueden oler como un diente de ajo.

El ajo puede tener un olor y sabor agradable para muchas personas. Pero también puede ser algo muy desagradable para las personas con un olfato sensible. Si no quieres que el olor a ajo te persiga durante días, te proponemos algunos remedios para eliminar el olor a ajo.

De donde proviene el mal olor a ajo

El ajo (nombre científico: Allium sativum) es una especie que pertenece a la familia de la cebolla (Alliceae). Casi todas las partes de la planta del ajo se pueden comer. El bulbo es la parte más utilizada de la planta de ajo. Los jóvenes y tiernos brotes, hojas, tallos, e incluso las flores de la planta del ajo se pueden comer como reemplazo de las cebolletas y otras hierbas. El ajo ha sido utilizado por la gente durante miles de años como un ingrediente versátil en muchas recetas.

El mal olor a ajo proviene de los aceites que se encuentran en el bulbo.

Cuando el ajo se digiere o se prepara, se forma una sustancia química llamada sulfuro de metilo alílico o AMS. El AMS se descompone durante la digestión y se libera durante la preparación, por lo que el producto químico con olor fuerte pasa a través del torrente sanguíneo sin cambios. Los compuestos de azufre en el ajo son los responsables del olor fuerte y acre en el aliento y el sudor de los amantes de ajo.

Cómo preparar el ajo de forma que no huela

El olor y los aceites del ajo fresco pueden permanecer en la ropa y los poros de tu piel. Si no te gusta que el olor fuerte del ajo se haga un hueco en tu piel, entonces aquí hay algunas otras formas de preparar el apestoso ajo:

  • Prensas de ajo. Las prensas de ajo son herramientas que pueden picar finamente el ajo. Algunas personas afirman que las prensas de ajo liberan más aceites esenciales y que dan al ajo un sabor mucho más sabroso, pero otros dicen que el sabor del ajo prensado es muy poco atractivo. Utiliza una prensa de ajo si no deseas que el olor a ajo crudo se quede en tus manos o ropa.
  • Ajo asado. El ajo asado es un favorito entre los cocineros que quieren un sabor con más cuerpo y bien desarrollado. Simplemente tienes que poner una cabeza de ajos en sal y aceite de oliva, envolverla en papel de aluminio y hornearla a 230 grados C durante media hora. El ajo asado es un acompañamiento perfecto para el pan y puré de patatas e incluso, se puede utilizar como un sabor de base para sopas y guisos.
  • Ajo frito. El ajo frito tiene una textura y sabor únicos. Los dientes de ajo fritos se pueden usar para dar sabor a inmumerables delicias como los cacahuetes fritos, pollo, pescado o incluso verduras. Lo bueno del ajo frito es que incluso se puede comer solo.
  • Ajo picado con cuchillo y sal. Si no estás interesado en las prensas de ajo, pero todavía tienes interés en el ajo fresco, puedes utilizar un viejo truco de cocina. Utiliza un cuchillo pesado de chef o un cuchillo normal y aplasta y pica el ajo sobre algunos granos gruesos de sal.
  • Ajo en polvo. El ajo en polvo comprado en la tienda o el preparado en casa no sabe tan bien como el ajo fresco, pero se puede sustituir por el ajo fresco especialmente si es para ser usado para cocinar. Utiliza sólo una pequeña cantidad de ajo en polvo, porque el sabor es más concentrado en comparación con el ajo fresco.

Como eliminar olor a ajo del cuerpo

Utiliza alcohol o perfume: El fuerte olor a ajo provocado por los sulfuros con el tiempo se disipará y pasará, pero mientras tanto puedes ocultarlo. Unas cuantas pulverizaciones de un perfume con fuerte aroma o simplemente de alcohol, pueden ocultar el fuerte olor a ajo durante unos días de tu piel hasta que los sulfuros desaparezcan del ambiente.

Si estás preocupado de que la sudoración excesiva que hará que todos se pregunten si has estado comiendo dientes de ajo enteros, abstente de hacer ejercicio vigoroso en lugares públicos como gimnasios y clubes de fitness durante unos días.

Ve a la sauna: Un gran método para eliminar los sulfuros que se metieron en tu torrente sanguíneo es tomarte un relajante descanso en una sauna o baño de vapor.

Si no puedes pagar el tratamiento de sauna, seguro que puedes pasar una media hora en el interior de una cabina de ducha de agua caliente para deshacerte de los sulfuros que se abrieron camino en tus glándulas sudoríparas.

Necesitarás algún tiempo antes de que todos los olores sean depurados de tu sistema, por lo que disfruta del calor relajante.

Como quitar el mal olor del ajo en las manos

El remedio casero más efectivo para eliminar el olor a ajo de las manos es lavando tus manos con limones. Un tazón de limones partidos por la mitad o en rodajas remojadas en agua es algo más que una forma de decorar tu cocina de una manera inusual. Si necesitas manipular una gran cantidad de ajo, puedes utilizar el agua con limón para enjuagar las manos y los dedos después de cortar o preparar el ajo. También puedes usar un detergente o jabón de lavar con olor a limón para deshacerte de los olores a ajo de la ropa y utensilios.

Cómo quitar aliento a ajo

Cuando estás en un restaurante y te sirven un plato condimentado con mucho ajo, puedes utilizar algunos de los ingredientes y platos ya servidos para deshacerte del fuerte olor:

  • Toma un par de pastillas para el aliento. La menta y el azúcar que se encuentra en las pastillas o chicles de menta pueden ayudar a modificar químicamente los sulfuros del mal olor en el ajo que causan el mal aliento.
  • Masticar hojas de perejil. Esas ramitas verdes de perejil que hay en el plato son algo más que un simple adorno. Unas hojas de perejil te pueden ayudar a eliminar el olor a ajo de tu aliento.
  • Come algo frío. El ajo huele más cuando se come algo caliente. Pide una pequeña porción de helado o hielo raspado para enmascarar el olor a ajo de tu aliento.
  • Bebe un sorbo de vino. El vino, especialmente el vino tinto, tiene un olor fuerte y un sabor capaz de enmascarar los fuertes sulfuros en el ajo.

El ajo es muy útil, pero algunas personas lo rechazan por el olor. Una de las mejores maneras de evitar el problema del olor a ajo es salir con alguien o cenar con la gente que ama el ajo tanto como tú. Con esto en mente, no te verás obligado a escoger entre los buenos olores y las propiedades del ajo.

De: eleminarolor.de. 

by Eduardo Sanz