Eduardo Sanz: Campaña para concienciar sobre las cualidades de la patata nueva

La consejera de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, Carmen Ortiz, ha anunciado que la Junta de Andalucía va a poner en marcha en las próximas semanas una campaña de promoción dirigida a concienciar al consumidor sobre las cualidades de la patata nueva o temprana, tal y como se comprometió con Asociafruit, la Asociación de Empresas Productoras de Frutas y Hortalizas y Exportadoras de Andalucía y Extremadura, en el mes de febrero para apoyar al sector. La representante del Gobierno andaluz, que inauguró el 8 de abril en La Rinconada (Sevilla) el IV Congreso de la Patata Nueva de España, aseguró que “el mejor respaldo que podemos daros como Administración es aquel dirigido a informar y formar a la sociedad sobre los beneficios que aporta este producto, recién extraído de la tierra, y cómo diferenciarlas de las foráneas”.

La campaña, que se realizará principalmente en radio, pretende transmitir un mensaje directo, que llame la atención del consumidor, que divulgue los valores saludables de la patata nueva (fresca, sabrosa y sana) con cuñas en las que se alienta al consumidor a fijarse en la etiqueta para comprobar su origen. Asimismo, se incluirán recomendaciones para su fácil identificación, haciendo hincapié, por ejemplo, en que es una patata de piel fina, que conserva su tono dorado una vez frita.

Carmen Ortiz subrayó la importancia de “crear un producto diferenciado, que sea conocido por los consumidores y de un valor añadido, lo que conlleva ofrecer un producto homogéneo y bien presentado con calidad y máximas garantías”. En este sentido, informó que desde la Consejería “hemos pedido al Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente que agilice los trámites para publicar la modificación de la norma de comercialización de la patata dirigida a lograr un mejor etiquetado y aumentar la transparencia para el consumidor”. En una carta remitida a la ministra Isabel García Tejerina, Ortiz ha trasladado la preocupación de Andalucía por la situación en la que se encuentra el sector debido a la competencia desleal de otros países que comercializan patata de conservación como si fuera patata fresca, nueva.

Durante su intervención, la consejera resaltó los beneficios de un cultivo como la patata nueva de Andalucía, “que forma parte de nuestra cultura gastronómica” aportando sabor y textura especiales a una dieta equilibrada con vitaminas, hidratos de carbono y minerales. “Nuestra patata tiene cualidades para conquistar los mercados y paladares, además de ser asequible, sana y versátil y con un gran potencial dentro de la industria de la transformación, mediante la elaboración de productos de IV y V gama. Se trata además de un cultivo sostenible y de bajo impacto ambiental”, manifestó Carmen Ortiz.

Por este motivo, según Carmen Ortiz, “tenemos que poner el énfasis en conseguir explotar estas cualidades diferenciales y hacer que sea un cultivo más competitivo”, para hacer frente a las circunstancias adversas que hacen que éste sea un sector frágil, en el que los precios fluctúan fuertemente y evitar así que los agricultores abandonen el cultivo. Entre otras, se ha referido a la competencia de países que comercializan tubérculos que han sido almacenados en cámaras durante meses como si fueran patata nueva, fresca; a la necesidad de transparencia en el etiquetado o la alerta por presencia de Epitrix en patata andaluza. Por último, la consejera ha animado al sector a constituirse como interprofesional, “ya que desde el consenso podéis contar con más instrumentos financieros para la promoción y otras actuaciones que beneficien al sector”.

El sector de la patata en Andalucía

Aunque el cultivo de la patata está muy extendido por todas las regiones españolas, Andalucía es la principal productora de patata temprana, gracias a su climatología que permite su cultivo prácticamente durante todo el año. Actualmente, hay 10.110 hectáreas andaluzas de cultivo de patata y una producción de casi 297.000 toneladas. El 39% de la superficie total se encuentra en Sevilla, seguida por Cádiz, con un 18%, y Málaga, con un 13%. De los cuatro tipos de patata que se siembran en Andalucía (extratemprana, temprana, media estación y tardía), la temprana es la que tiene mayor relevancia, y supone el 44% de toda la superficie sembrada, seguida de la de media estación, que ocupa alrededor del 33%. El valor de la producción en 2015 ascendió a 78,47 millones de euros, un 6,55% más que en 2014, con 73,64 millones de euros.

La exportaciones de 2015, sin incluir la patata de siembra, aumentaron un 41% con respecto a 2014 en valor manteniendo el mismo nivel en volumen. Con respecto a la patata temprana, el aumento de las exportaciones fue mayor, un 68% más en valor y un 9% más en volumen. Por provincias, el 89% de las exportaciones andaluzas provienen de las provincias de Sevilla y Cádiz, siendo Sevilla la que más ha exportado, alcanzando el 74% de las patatas frescas andaluzas. Con respecto a la patata temprana fresca exportada el año pasado por Andalucía, un 68% procede de Sevilla y un 29% de Cádiz.
Los principales países destino de las producciones andaluzas son Alemania, Bélgica, Reino Unido, Francia, Países Bajos y Portugal.

 

Fuente: Europa Press. Fecha de publicación: 11/04/2016

by Eduardo Sanz