RECETA: PATATAS CONFITADAS CON SALSA BRAVA

RECETA: PATATAS CONFITADAS CON SALSA BRAVA

Las patatas en salsa brava son un clásico de todas las casas y bares de España. Desde Eduardo Sanz o presentamos una variación de esta receta, patatas confitadas con salsa brava, que da un toque singular y casi transforma este clásico de la gastronomía nacional. La receta de patatas confitadas con salsa brava es perfecta como aperitivo y/o llevar a la playa o la piscina. Os encantará en cualquier lugar.

 

INGREDIENTES PARA CUATRO PERSONAS

  • Un kilogramo de patata pequeña (recomendamos la variedad Monalisa por su versatilidad)
  • Un litro de aceite de oliva virgen extra
  • Medio litro de salsa de tomate
  • Un huevo
  • Sal
  • Pimienta
  • Cebollino
  • Hierbas al gusto
RECETA: PATATAS CONFITADAS CON SALSA BRAVA

Caja de patata Monalisa tamaño de guarnición. Perfecta para este tipo de recetas por tamaño y calidad

 

MODO DE PREPARACIÓN

  1. Para comenzar, ponemos el litro de aceite virgen extra en una olla a fuego lento. Cuando el aceite esté caliente confitamos las patatas con piel incluida, que habremos lavado muy bien previamente. Para confitar el truco es mantener la cocción en aceite a baja temperatura. Sabremos que están listas cuando pinchemos y estén tiernas.
  2. Por otro lado, hacemos una mayonesa casera con huevo, aceite y sal, con mucho cuidado de que no se corte. También podemos usar una mayonesa comprada en tienda, que aunque no da el mismo resultado, es mucho más cómodo.
  3. En cuanto a la salsa de tomate, de igual modo podemos coger una salsa ya hecha, pero lo mejor es coger una lata de tomate triturado y freírlo. Lo podemos aromatizar con las hierbas que más nos gusten. Albahaca fresca es una buena opción, Orégano, mezcla de ambos o cualquier hierba que se nos ocurra le puede ir bien. Esto es cuestión de probar para adaptarlo a nuestro gusto. Se deja freír y hasta que coja el aroma de las hierbas que hayamos usado.
  4. Volviendo a las patatas, una vez confitadas se les da un toque de sartén para que queden más crujientes. Retiramos el exceso de aceite con papel absorbente y ya están preparadas.
  5. Para empatar, coloca las patatas en el plato y a un lado salsa mayonesa y por otro lado salsa de tomate. Podemos esparcir un poquito de cebollino por encima por darle un toque verde que contraste.

 

FUENTE: para más información pinche aquí.

This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

by Eduardo Sanz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *