Trucos definitivos para cocinar en el microondas que te van a cambiar la vida

Cada vez las personas tienen menos tiempo para poder cocinar, las ajetreadas vidas de las ciudades y los trabajos a distancias largas de casa hacen que se anteponga el tiempo al buen comer. Pero muchas veces, más que por falta de tiempo, se trata de desconocimiento para cocinar nuestra receta con otras herramientas diferentes.

Un aliado al que todavía muchas personas se resisten es el microondas, muchas veces por no encontrarle un uso más allá de calentar bebidas o comidas. Pero este electrodoméstico facilita algunos procesos culinarios que en el fuego se hacen más tediosos, y sin alterar su sabor.

 

Hay diferentes formas de cocinar las patatas, pero el microondas ofrece una alternativa con la que se consiguen los mismos resultados sin que cambie su sabor. Para cocer patatas al microondas simplemente habrá que limpiar bien su superficie y envolverla en papel film. Se introducen en el electrodoméstico durante 10 o 15 minutos, dependiendo del tamaño y cantidad, a unos 800 W, dependiendo del modelo de microondas, y se comprueba con un tenedor si la patata está en su punto de cocción. Así de fácil.

Otra forma de cocinar estas patatas es cortarla en láminas de un grosor medio, barnizarlas con aceite, sal y especias al gusto como perejil o pimentón, y colocarlas en un plato dentro del microondas tapadas con una tapa. Dependiendo de la cantidad y del tamaño dependerá el tiempo de cocinado, que suele rondar los 10 minutos. De la misma forma que con la anterior preparación, se comprobará el punto de cocción con un tenedor.

Los huevos también tienen muchas posibilidades dentro del microondas. En apenas unos minutos se puede conseguir un huevo cocido, uno frito o incluso una tortilla.

Para preparar un huevo cocido lo más importante es sacarlo de la cáscara, porque sino explotará. Para ello, existen moldes de plástico específicos para poder introducir en nuestro aparato eléctrico, pero también puede colocarse el interior del huevo en un recipiente apto y cubierto por papel film. Otra opción es verter el interior directamente en el film. A continuación, se debe pincha la yema dos veces con un palillo y se cocinará a fuego medio (muy importante para que la receta salga bien) durante 45 segundos. Si pasado este tiempo al huevo le falta un punto de cocción se irán añadiendo 15 segundos, hasta encontrarlo al gusto.

fuente

This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

by Eduardo Sanz