AECC: ¿CÁNCER HEREDITARIO?

AECC: ¿CÁNCER HEREDIRARIO?

Todos sospechamos que el cáncer tiene una cierta componente hereditaria. Pero, ¿sabemos realmente hasta dónde llega esa componente hereditaria del cáncer? En Eduardo Sanz nos ha llamado poderosamente la atención este artículo de la Asociación Española Contra el Cáncer que arroja luz sobre esto, lo que nos ha parecido realmente relevante.

 

«¿QUÉ SABEMOS DEL CÁNCER HEREDITARIO?

Cuando hablamos de cáncer sabemos que los genes tienen un papel muy importante; porque generalmente el cáncer se produce por un fallo tras la mutación de un gen. Sin embargo, esto no significa que todos los cánceres sean hereditarios, todo lo contrario. La gran mayoría de las mutaciones de los genes se producen a lo largo de la vida. Es decir, un gen nace normal, pero muta debido a factores externos, o incluso debido al propio envejecimiento; lo que desencadena en la formación de un tumor.  Solo en el 5 y 7% de los casos la mutación genética es hereditaria, es decir, se ha nacido con ella. Esto tampoco supone que se herede el cáncer en sí, sino que se hereda una mutación genética que nos predispone en mayor medida a padecer cierto tipo de tumores, como ocurre en algunos casos de mama y ovario o cáncer colorrectal.

El hecho de que en una familia varias personas tengan un mismo tipo de tumor, tampoco significa que se trate siempre de un caso heredado. Según datos de SEOM, en un 20% de los pacientes existe una historia familiar previa de cáncer. Pero este puede ser debido a una coincidencia, a factores ambientales y estilos de vida similares, además de a factores genéticos.

 

¿QUÉ DIFERENCIA A UN CÁNCER HEREDITARIO DE OTROS CÁNCERES?

El hecho de que el tumor aparezca por una predisposición genética heredada suele suponer ciertas características, como que el tumor aparece a una edad más temprana y, además, suele ser más agresivo. Sin embargo, debemos entender que lo que se hereda es la predisposición al cáncer, por lo tanto, lo que hay que extremar son las precauciones entre los diferentes factores de riesgo que pueden impactar en su desarrollo. Además del tabaco y las radiaciones solares sin protección, existen otros factores de riesgo como el consumo de alcohol en exceso, la exposición a carcinógenos químicos como el amianto, el plomo o el mercurio; las radiaciones ionizantes (rayos X) o ciertos virus y bacterias, como es el caso del VPH en el cáncer de cuello de útero o de orofaringe.

………………………………………………………………..

 

LA IMPORTANCIA DEL CONSEJO GENÉTICO

Pese a todo ello, en el caso del cáncer hereditario, la prevención pasa principalmente por contar con un buen consejo genético. Hay que recordar que la tecnología actual permite analizar el ADN de múltiples genes relacionados con el cáncer hereditario, y valorar el riesgo de una persona/familia para determinado tipo de cáncer. Gracias a esta información, se ayuda a tomar las decisiones preventivas o terapéuticas más convenientes.

…………………………………………………………

Este consejo genético también resulta importante a la hora de tener descendencia. Hoy en día, es posible, a través de técnicas de fecundación in vitro, realizar una selección de los embriones para implantar aquellos que no tengan esta alteración molecular, y así cortar la cadena de transmisión en dicha familia.

………………………………………………………..»

 

FUENTE: para más información pinche aquí.

This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

by Eduardo Sanz

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *