PATATA MONALISA

La patata es uno de los tubérculos de origen americano más extendido y consumido a nivel mundial. Eso ha hecho que existan una gran cantidad de variedades que permiten tener patatas de todos los colores, tamaños e incluso sabores. Una de las más famosas es la patata monalisa. Su homogeneidad de calibre, producción y sabor la hacen una elección casi obligada por muchos agricultores y también goza de buena valoración en gastronomía.

Características 

  • Piel brillante muy atractiva
  • Tamaño y forma uniformes del tubérculo
  • Buena tolerancia a los hematomas
  • Variedad multipropósito
  • Apto para almacenamiento a largo plazo

La patata Monalisa es una de las variedades que van de nueva a temprana, que suele resumirse en semitemprana por la velocidad de sus cosecha, presenta un buen rendimiento para la cocina y muestra una piel lisa de color amarillo suave y en su carne presenta un atractivo color amarillo crema.

Una de las principales características de esta modalidad de patatas denominada Monalisa es que contiene una gran cantidad de almidón, por lo que posee una de las menores cantidades de agua que puede tener una patata, algo que la hace muy conveniente para cualquier tipo formas de cocinarla.

Es una de las más recomendadas a la hora de freír, ya que la baja cantidad de agua de la que te hablábamos hace que esta retenga poco aceite, por lo que se verán y serán menos aceitosas y por lo tanto más provechosas a la hora de comer unas deliciosas patatas fritas, ya sea solo por comerlas o para acompañar algún otro plato. Tiene gran valor culinario y sirve para todo tipo de cocinado además de frito.

 

 

 

This entry was posted in Sin categoría. Bookmark the permalink.

by Eduardo Sanz